El ángulo al momento de tomar una foto o grabar un video puede ser la diferencia que marque el contexto que quieres dar al receptor y el sentimiento que perciba al momento de verlo.